- Publicidad -

Griezmann, un fichaje muy costoso: dos años y muchos daños colaterales

Griezmann, un fichaje muy costoso: dos años y muchos daños colaterales

Antoine Griezmann está a nada de ser jugador del Barça. Su fichaje es una incorporación que se ha hecho esperar. Era un viejo anhelo azulgrana que finalmente se va a convertir en realidad. Ha tardado dos años en concretarse y no ha estado exento de grandes capítulos polémicos. Pero el internacional francés lucirá de azulgrana. Es cuestión cada vez de menos tiempo.Verano 2017El nombre del internacional francés aparece en los despachos de la Ciudad Deportiva del Barcelona como uno de los candidatos a suplir la repentina baja de Neymar, que se fue al PSG pagando su cláusula de rescisión que era de 222 millones. Griezmann, a quien pretendía con insistencia el Manchester United, acababa de renovar y se convertía en el jugador mejor pagado del vestuario de Simeone. Su cláusula de rescisión era de 100 millones. Pero el conjunto catalán finalmente se decantó por otro francés: Ousmane Dembélé. El Barça hizo oficial el 25 de agosto que firmaba al joven atacante galo por 105 kilos. Temporada 2017/2018El Barcelona se replantea su decisión con Griezmann. En octubre, ya tiene claro que irá a por él en verano de 2018. Y a lo largo de todo el año mantiene contactos con el entorno del futbolista, que se muestra partidario de cambiar de aires y de jugar en el Camp Nou. En los despachos, están seguros de que las conversaciones de los miembros de la secretaría técnica darán sus frutos. En el Camp Nou, todos dan por hecho que Griezmann será azulgrana. En las oficinas y en el vestuario. Incluso Luis Suárez hace unas declaraciones, a principios de mayo, en las que le daba la bienvenida al internacional francés. “No viene para quitarle el puesto a nadie”, aseveró. Messi también se refirió a su llegada: “Es obvio que me gusta Griezmann”, dijo el argentino a finales del mismo mes. Le esperaban. En mayo, incluso el Atlético de Madrid hizo un comunicado reprobando la forma de actuar del Barça con el galo. Verano 2018Todos asumen que el francés será jugador del Barcelona. No hay dudas al respecto. Pero el futbolista rojiblanco anuncia, en un polémico documental producido por una de las empresas de Gerard Piqué, que seguirá en el Atlético de Madrid. En el Camp Nou no dan crédito al plante que acababan de sufrir. Contaban con su fichaje. Fue el 14 de junio cuando anunció que, tras meditarlo, se quedaba en Madrid. Los técnicos y ejecutivos azulgranas no esconden su decepción y malestar. El jugador acaba siendo campeón del mundo con Francia.Así tomó Griezmann la decisión de quedarse en el Atlético Temporada 18/19El internacional francés se replantea su determinación tan sólo unos meses después. La temporada, marcada por la eliminación contra la Juventus, es decepcionante para él. Y se lo comunica a su entorno. En el club rojiblanco, se temen que se pueda ir. En esta ocasión es el futbolista el que se mueve y se vende. Gil Marín reconoció el 12 de junio que sabían desde marzo que este verano iba a abandonar el Atlético de Madrid, y que su destino sería el Barcelona. Gil Marín: “Desde marzo tengo muy claro dónde jugará Griezmann, en el Barcelona” Verano 2019Griezmann, a través de otro vídeo, revela, el 14 de mayo, que dejará el Atlético de Madrid esta temporada. No seguirá de rojiblanco. Pero no desvela a qué equipo irá. Y durante las semanas posteriores mantiene la incógnita. Juega con su futuro en todas las ruedas de prensa y entrevistas que ofrece, pero sin descubrir su destino. Asegura que se sabrá su futuro a principios de julio. El Barcelona también juega con su nombre. No es una decisión fácil. Muchos en los despachos no le querían en el Camp Nou después del plante del curso pasado. Pero otros ejecutivos y directivos, sí, y de ahí que cuando su entorno les llamó, durante la temporada, pusieron su nombre de nuevo sobre la mesa. Los azulgranas esperan hasta julio, fecha en la que su cláusula de rescisión baja de 200 a 120 millones de euros. Intentan negociar con el Atlético para fraccionar el pago, pero los rojiblancos no escuchan ofertas. Resignados, los catalanes abonan los 120 kilos de la cláusula. En paralelo, el Atlético de Madrid manifiesta su enfado porque entiende que el Barça ha negociado con un jugador con contrato en vigor. De hecho, amenaza con denunciar al club catalán. El Atlético quiere a Nelson Semedo, pero el Barça no ve clara la salida del lateral portugués. El Atleti se cierra, no quiere negociar y el Barça se ve destinado a pagar la cláusula. Una larga cronología que toca a su fin. Griezmann: “Han sido cinco años increíbles; muchas gracias por todo, os llevo en el corazón” .

Foto: Radio Marca
Fuente: Radio Marca

- Publicidad -


- Publicidad -
Copyright © 2013-2017 CopiaJuridica.es | Powered by JRSoftware.es