- Publicidad -

Un campeón de España al frente del mayor hospital contra el coronavirus

Un campeón de España al frente del mayor hospital contra el coronavirus

Se ha convertido ya en un rostro familiar en el recinto ferial de Ifema, que ha levantado en tres días el hospital temporal más grande de España gracias a la Unidad de Emergencias Militares (UME). A las 1.000 camas que se instalaron el fin de semana podrían sumarse 4.000 más los próximos días en función de la demanda. Antonio Zapatero, jefe del Servicio de Medicina Interna del Hospital de Fuenlabrada, entra todos los días por las puerta a las 07.30 horas de la mañana y se pone manos a la obra para salvar las vidas de los infectados por el coronavirus. “Probablemente seamos el hospital más grande de nuestro país en número de camas y se ha hecho sólo en una semana”, cuenta en conversación telefónica en uno de los pocos parones que tiene durante el día. Zapatero lleva 38 años en la profesión de médico, dirige un hospital desde hace cinco y ha sido presidente de la Federación Española de Medicina Interna. Tiene toda la pinta que la medida de estar en casa se ha tomado tarde”Con ese historial era fácil confiar en él la labor de dirigir el proyecto salvavidas que se ha convertido Ifema. “Como aspecto organizativo y de montar algo de estas características se puede decir que es mi mayor reto profesional. Yo creo que en mí se juntaban dos cosas: el aspecto de conocimiento médico y organizativo”, continúa.PREOCUPACIÓN EN MADRIDAntonio, un estudioso en la materia, reconoce que la cuarentena de la ciudadanía se debía haber producido antes en el tiempo. “Tiene toda la pinta que el confinamiento se ha hecho demasiado tarde. Sólo hace falta ver lo que está pasando esta semana donde nos encontramos con una tendencia explosiva. No nos lo tomamos demasiado en serio cuando empezó esto”. De todas formas, reconoce que cuando se conocieron los primeros casos de personas infectadas por el Covid-19 “nadie podía imaginar que esto iba a ser así”.El doctor está ahora mismo preocupado por la cantidad de casos de la Comunidad de Madrid, que es la líder destacada dentro del país. “Madrid está mal pero se va a poner mal en todos los lados porque el virus está por ahí circulando y no se libra nadie. La gente tiene que quedarse en casa y a ver si así conseguimos que baje la onda epidémica infecciosa y la cosa va a mejor”. Miedo es un sentimiento que no te aporta nada, me ilusiona ayudar”Para describir la gravedad de la situación, Zapatero utiliza una argumentación de tenis, su deporte favorito. “Esto es como ir perdiendo 6-0, 5-0 y 40-0”. Y es que no es sólo conocido en el mundo de la medicina sino también en el tenístico. No en vano, Antonio llegó a ser una promesa en la década de los setenta compartiendo generación con Fernando Luna, Paco Ferrer, los hermanos Margets, Miguel Mir y Juan Carlos Andrade. A los 18 años, tuvo que decidir entre estudiar o seguir con la raqueta. “La decisión de dejar el tenis a lo mejor la tomé porque no era demasiado bueno. Tenía un nivel que no estaba mal. Estuve en el equipo nacional júnior”, recuerda. CAMPEÓN DE TODOEn la segunda categoría nacional de la época, llegó al puesto 40 del ranking. “Muchos de los que jugábamos entonces seguimos en activo y nos hace ilusión vernos cuando nos encontramos en los campeonatos por equipos”. Antonio, campeón de España individual en +35 y +50, ha aglutinado todos los títulos por equipos con el Club de Campo. “Todas las categorías que he ido pasando las he ido ganando. Juego cinco días a la semana y eso me viene muy bien para la cabeza”, dice. El galeno tiene claro qué hará una vez se termine la pandemia y pueda regresar tranquilo a casa: “Nos cruzamos mensajes con mis compañeros y mis rivales y no sabes las ganas que tenemos de que esta pesadilla pase y volver a vernos en la pista. Es lo que nos hace más ilusión”. En la actualidad es vicepresidente de la Federación Madrileña de Tenis, además de miembro del Comité Antidopaje de la RFET. Tengo muchas ganas de que acabe la pesadilla y volver a las pistas”Como amante del tenis guarda admiración por Rafael Nadal, con el que ha coincidido y se ha fotografiado muchas veces. En el momento de definir a la sanidad española, se le viene a la cabeza a Rafa: “Los sanitarios que hay en toda España son nuestros Nadales. Lo que están haciendo es de chapeau. Te das cuenta de la maravilla de gente que tenemos, de su implicación, de las ganas de ayudar. Y eso que unos cuantos han caído infectados. Pero aún a riesgo de contagiarse están aquí. Es una cosa tremenda. A ratos, me emociono”.Es el partido más largo jugado por Antonio y sólo piensa en la victoria a pesar del riesgo que eso conlleva por la posibilidad de infección: “Miedo es un sentimiento que no te aporta nada, más bien te hace pequeño. Yo llego a Ifema con ilusión y con espíritu de solidaridad, y eso te hace mucho más grande”. Un español ejemplar.Temas relacionadosPolideportivoCoronavirustenis

15 Comentarios

DiosJeros

#1

26/03/2020
14:34 horas

Y dale, los sanitarios no son Nadales, ni Messis, ni nada de eso… Son MUCHO más importantes.

Frost

#3

26/03/2020
14:36 horas

Este virus nos ha enseñado algo muy importante: los que verdaderamente sacan el pais adelante, los reponedores, cajeros de supermercados, conductores de bus,… medicos, policia, bomberos,… y no la lacra que tenemos instaurada en el poder. Seria muy bonito que cuando acabe esto les suban los salarios a estos HEROES



- Publicidad -
Copyright © 2013-2017 CopiaJuridica.es | Powered by JRSoftware.es